Geseme News

Riesgos Laborales del Trabajador Freelance

Principales Riesgos Laborales del Teletrabajador “Freelance”

El trabajo “freelance” es cada vez más frecuente. Si se tienen en cuenta los últimos datos europeos los freelances, crecieron un 99% entre el año 2000 al 2015 y ya representan un tercio de la fuerza laboral del Viejo Continente.

Pero la tendencia es que esta cifra siga creciendo. Según una  encuesta elaborada por Infoempleo y Adecco  el 73,9% de las empresas consultadas en nuestro país prevé “la reducción de sus plantillas internas” para apostar por “nuevas fórmulas de contratación derivadas del trabajo por proyectos, que tendrán como máximos exponentes a los profesionales autónomos y/o freelance”.

La principal ventaja del trabajo freelance es la libertad que supone el no tener superiores y el no estar sujeto a horarios y consecuentemente el poder tener una mejor conciliación familiar/laboral.

¿Pero es eso cierto?

Según un estudio (1) el 40% de los españoles piensa que trabajar desde casa genera muchas distracciones. Las más importantes son provocadas por la familia (un 44% de las distracciones), los compañeros de piso, las redes sociales (un 17,6%) ¡e incluso la comida! ya que según la encuesta el 32% de los encuestados va de media dos o tres veces a picar algo a la nevera cada día de trabajo.

De estos datos se desprenden muchas lecturas que tienen que ver con los principales riesgos laborales del trabajador freelance y que contradicen en algunos aspectos las ventajas principales de esta modalidad de trabajo.

De este modo, los principales riesgos son:

Riesgos Psicosociales:

.- Las largas jornadas laborales.

Libertad de horarios, conciliación, sí… pero ¿a cambio de qué?  Muchos freelance se enfrentan a diario a saber gestionar y establecer una planificación correcta de los tiempos de trabajo. A menudo, las distracciones hacen que se trabajen más horas. Además, en el caso de los freelance que trabajan desde casa, la no diferenciación entre vida personal y laboral puede tirar por tierra lo que a priori sería una de las principales ventajas del trabajo freelance: la conciliación entre vida personal y laboral.

.-La “permanente conexión”. Muchos freelance utilizan el mismo dispositivo móvil para lo personal que para lo laboral lo que invita a estar permanentemente conectado a estas dos parcelas de la vida. Es el término conocido como tecnoestrés, un estado de ansiedad y estrés derivado del uso de las TIC que a su vez puede derivar en Tecnoadición, Tecnoansiedad y Tecnofatiga.

.-La Invisibilidad es otro factor de riesgo y es que el hecho de trabajar a distancia puede hacer que no se tengan tanto en cuenta como los trabajadores presenciales y por lo tanto que exista un peligro de invisibilización del vínculo laboral.

.- La soledad y la incomunicación que a su vez lleva asociados otros peligros como

  • Menor implicación en el trabajo
  • El aburrimiento
  • La incertidumbre dado que a menudo tiene que tomar decisiones en solitario y gestionar de forma independiente el trabajo.
  • Problemas de concentración
  • Enlentecimiento del trabajo ya que en algunos casos es fundamental trabajar en equipo y tener un feedback por parte de compañeros de trabajo.

Según el estudio referenciado en este artículo, casi un 30% de los freelance reconocen que se ha reducido y resentido su vida social.

.-La incertidumbre y falta de continuidad en los proyectos a llevar a cabo.

  • Para muchos autónomos que trabajan desde casa los trabajos que desarrollan no tienen un carácter fijo por lo que la falta de continuidad y los picos de trabajo (temporadas de mucho trabajo combinado con temporadas de poco) repercuten a nivel psicosocial en el estado anímico del trabajador: ansiedad, preocupación, estrés, desmotivación, etc., siendo uno de los aspectos más difíciles de gestionar.

Riesgos para la salud física:

La falta de un servicio de PRL y las condiciones ergonómicas son dos de los principales factores que facilitan una serie de trastornos de salud que a menudo pasan desapercibidos. De este modo la sensación de fatiga, cefaleas, trastornos del sueño, trastornos digestivos, tensiones musculares, problemas respiratorios, vértigos y problemas musculoesqueléticos son los principales riesgos de salud para quienes trabajan bajo esta modalidad.

Sin embargo el peligro más importante para la salud de los freelance teletrabajadores es sin duda el sedentarismo y las consecuencias que éste tiene para la salud: mayor predisposición a padecer problemas de sobrepeso, enfermedades del corazón (incluyendo enfermedad coronaria e infarto), presión arterial alta, colesterol alto, accidentes cerebrovasculares, síndrome metabólico, diabetes tipo 2, determinados tipos de cáncer- incluidos los de colon, seno y de útero – osteoporosis y aumento de sentimientos de depresión y ansiedad.  Este último se ve incrementado con otro de los principales “puntos negros” de la salud de los freelance-teletrabajadores, el “aislamiento” al que a menudo tienen que hacer frente.

Como podemos ver, son varios los inconvenientes y riesgos para la salud para quien trabaja desde su casa u oficina en solitario. No obstante, existen herramientas para sobrellevarlos mejor. Para ello, es importante concienciar a los autónomos de la necesidad de contar con un servicio de vigilancia de la salud del mismo modo en que los empleados de cualquier empresa pueden beneficiarse de la inversión en salud que supone un programa de estas características.

(1).-  Según un estudio un estudio de Spaces

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies